La venganza…

Refrito

cual-fantasmas

.

De haber sabido que permanecerías más tiempo en mi memoria que en aquella realidad que nos contuvo, no hubiera aceptado estar entre tus brazos.
Hoy fortalecidas mis defensas, enaltecida mi autoestima y robustecido mi amor propio:  tu mirada sigue rondando mi alma.
Ningún esfuerzo alcanza, nada de lo que haga o piense es suficiente, ahí estás. Aún sigo esperando que el tiempo desdibuje tus palabras, barriendo esta ironía del destino. Más

Dice que dijeron…

.

«La dama de blanco»
La versión argentina:  Rufina Cambaceres,
Cementerio de La Recoleta.

.

El  temor -o el deseo oculto- de que algo improbable y misterioso sea verdad, es el puntapié inicial para la creación de los mitos urbanos.
Sociedades enteras afirman la existencia de personajes o situaciones  que no han visto jamás, de este modo, lo increíble toma cuerpo solo en la mente de quienes dan por sentado cuanto relato fantástico llega a sus oídos. Más

Pequeñas delicias de la vida cotidiana…

.

.

El miércoles pasado -22 de abril-, en todos los medios de comunicación se podía tener referencia del Día de la Tierra. En casa, Candorito -mi hijo menor, para los que no lo saben-, estaba atento a todos los consejos  respecto a cuidar el planeta desde el hogar y  lo cotidiano.  Él escuchaba y seguía cada comentario, consejo o publicidad con verdadero interés. Más tarde, ya por la noche antes de irse a dormir, me preguntó:

– Maaa… ¿en los demás planetas habrán celebrado este día también, no?… Más

No te olvides…

Los intrincados caminos de la mente…

.

La mente  siempre ha contado con ciertos mecanismos mediante los cuales  intenta -si su usuario lo permite-, mantener la cordura.
La vida cotidiana, con su bagaje de cuestiones problemáticas que atentan contra esta natural condición, complotan para que tengamos pequeños momentos de desvarío. Más

22 de Abril: Día Mundial de la tierra…

Todo lo que hagamos, por mínimo que sea…
Servirá para que nuestro planeta pueda salvarse.

.


.

. Más

Civilizándonos…

.

Vez pasada, mirando una documental me enteré de varios datos curiosos e interesantes sobre el origen de los cubiertos  de mesa.

Sepan señores que del manoteo desmesurado de la pata de cordero -o el bicharraco asado que fuera-, hasta utilizar los cubiertos de mesa, ha pasado un largo tiempo, pues la cuchara, el cuchillo y el tenedor necesitaron de varios siglos para llegar a  nuestras manos. Más

Perder la cabeza…

.

Según parece, uno de los tantos efectos secundarios de estar enamorados es… perder la cabeza. Esta conclusión surgiría de las  pruebas fehacientes que constan en los registros de los distintos hospitales psiquiátricos que existen a los largo y a los ancho del planeta. Además de todas las personas que parecen estar colgadas de una nube de alegría y despreocupación, mientras se entregan a vivir la experiencia del amor. Más

Máscaras…

.

He llegado a una conclusión: que sería de mí,  sin los lentes de sol.

Nombrarlos como anteojos de  SOL es -hace tiempo- un error.
Los rayos solares ya no son la razón o excusa para su uso. Más