El alimento…

                                       …del alma. 

 

depresion.jpg

 El reloj no se inmutaba, la marcha del tiempo transcurría inapelable. El sol,  a través de la ventana, iluminaba lo cotidiano de la joven vida. En ese tiempo, las mañanas tomaban el color del cielo. Los grises, ampliados con tenacidad y empeño. Las estridencias asustaban. El espejo antiguo y fiel en su reflejo devolvía, desde hacía un par de generaciones, particularidades sin subjetividades. Ella, con empeño ciego y contradictorio, mantenía su silenciosa discordia con aquel vidrio mentiroso. Pensamientos de firme inseguridad la plantaban en discordias. Negaciones y obsesiones se dormían a la sombra de libros y apuntes escolares. La mejor alumna, sobresaliente, parapetada tras una mente brillante, esperando aceptación. No distinguirse en el anonimato, desaparecer. Solo contradicciones como  alimento. Una gata mansa, sobrealimentada, su grata compañía. Único testigo silencioso,  cómplice en almuerzos y cenas entre esas cuatro paredes. Apariencias engañosas y justificaciones redentoras, mentiras como escape y salvación. Planteos de futuro, con las primeras huellas de dolor por amor, atragantaban el cuerpo y  el alma. 

Supo un día pasar por aquel cuarto un ser querido. Esos en los que la palabra justa y el consuelo exacto, habitan a perpetuidad, sin mezquindades ni prisas. Un vistazo  sobre la joven y su cuarto bastaron. La vio de pié junto a la ventana, el sol marcaba el contorno exiguo del aquel cuerpo. La mirada profunda y sensible de una madre, opacaba cualquier reflejo engañoso y mental frente a un espejo.  “-Ya no te maltrates… Sos tan valiosa y bella,  que ni nubes ni olvidos podrían opacar tu brillo. Encontrá la valentía, esa que tenés oculta y  está pujando por salvarte”.  Una lágrima recorrió el camino, donde otras, habían humedecido rozagantes mejillas. Un abrazo estrecho y cálido, profundo  y sincero, finalmente la salvarían… 

Aquellos tiempos a veces se dan una vuelta por el presente simplemente, para recordar donde arranca toda su energía, vitalidad, valentía y tanto más, con los que hoy enfrenta al mundo. Su huella, lo sabe, es y será… indeleble y única. 

                                                                  

                                                                      :::::::::::::::::::::::

True colors   / Lyrics y traducción

::::::

Las publicidades guardan habitualmente el engaño y la desmesura de vendernos absolutamente todo (lo que se pueda vender, y lo que no, también). Pero tomando distancias y obviando mis creencias, me valgo de los publicistas que crearon este anuncio; simplemente para ilustrar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: